23 abril, 2011

Baby you're a firework, c'mon show them what you're worth!

Hay canciones que te hacen sentir comprendido. Otras te hacen sentir triste porque te recuerdan algo que te gustaría olvidar. Otras te sirven para descargarte cuando tenés un mal día. Otras simplemente son tan suaves y equilibradas que logran inspirarte incluso en tus días más confusos... También están las que nunca te van a gustar porque son demasiado irritantes, aquellas cuyo significado no encontrás y las típicas que pasan una y otra vez en la radio hasta el punto que las detestas. 
Pero hay otro tipo de canciones que generan muchos sentimientos, a tal punto que logran erizarte los pelos de la piel, hacen que tus ojos se empañen de emoción, te producen un cosquilleo en el estómago y unas ganas de gritar a todo volumen la letra de esa canción. Esas canciones son las canciones que te dicen que sigas adelante, que relatan como te sentís o te has sentido toda tu vida, por más que intentes ignorarlo y entonces cuando llega esa canción no podés evitar sentirte aludido. Te da esperanzas, te da fuerza, durante esos minutos que la escuchas te sentís poderoso, empezás a pensar que debés tenerte más confianza porque es verdad lo que dice esa canción, sos valioso, sos hermoso, tal como sos y debés demostrárselo a los demás, debés creertelo vos mismo  y de esa forma lograrás que los demás lo vean a través de tu cuerpo, de tu sonrisa, de la ropa con la que te vistas, el tono de tu voz, todo cambiará.
Es curioso como una canción de 4 minutos puede darte un empujoncito para intentar cambiar aquello que durante 15 años ignoraste o no tuviste la voluntad necesaria para enfrentar. Tal vez es porque te conocés, y sabés que ésta no es la primer canción y no será la última que te hizo sentir así y tenés en claro que luego de un rato ese razonamiento y ese empujoncito quedan en el olvido, ya sea porque ves algo que te disgusta, o porque crees que ciertas cosas de tu vida deben cambiar para que puedas hacerlo o simplemente las olvidas con el estúpido consuelo de que "en algún momento tendrás esa autoestima que siempre soñaste tener".

Já, ésta es la historia de mi vida. Las películas, las canciones, me dan deseos de cambiar, de ser la persona que siempre quise ser. Esa persona que no tiene problema para decir lo que piensa en público, esa persona que tiene facilidad para simpatizarle a las personas, ésa persona que al parecer no se mata pensando y solo actúa, se deja fluir, sin pensar mucho en lo que puede llegar a pasar. No es que me moleste ser yo, hay varias cosas en mí que me gustan y aparecen a flote en mi mente cuando más necesito considerarlas. Lo mismo pasa con momentos de mi vida, hay cosas como mirar películas con mi madre un viernes a la noche, o salir con mi mejor amiga al shopping que no cambiaría por nada. Porque son especiales para mí, simples pero especiales. Es solo que tiendo a admirar a esas personas que tienen la capacidad de ser sin que les importe un comino lo que otros vayan a opinar o pensar. Y a veces temo vivir toda mi vida admirando a otros en lugar de admirarme a mi misma. Igual, me voy a auto-consolar diciéndome que tengo 15 años y supuestamente tengo mucho por recorrer aún. Me gusta tomar como ejemplo a esos profesores que tuve y me dijeron "cuando era chico era muy tímido, no hablaba en clase ni nada. Ahora que soy grande, no me importa nada". Espero poder decir eso cuando sea grande. ERROR. Voy a desafiarme a mi misma para poder decir eso con total honestidad en un futuro. Sin limites de tiempo.
Una vez leí en un libro que tenemos que cambiar expresiones como "Debería", "Quisiera Tener", "Ojala Pudiera" por "Voy A", "Si Pongo Empeño Podré Conseguirlo", "Puedo Hacerlo" y tan pronto como lo leí creí que estaba completamente en lo cierto.
Así que no sé cuanto tiempo me llevará ganar esa confianza, más bien sacarla de ese lugar oculto en el que está. Solo que voy a lograrlo.


Datito: la canción que inspiró esta nota, fue Firework de Katy Perry.

1 comentario:

  1. Me siento identificada con lo que escribes...hay canciones que nos marcan y nos describen a la perfección...
    Y seguro que lo lograrás, todo es cuestión de tiempo :D
    Un besito!
    Por cierto me gusta tu blog ^^

    ResponderEliminar